Marruecos – Esauira. El sitio que no debes olvidar visitar

Si al viajero le gustan Marruecos y buscas otro destino asequible en esta franja segura del norte de África, tienes que visitar Esauira. El cambio al euro hace que todo resulte mucho más barato.

No tiene la popularidad o el glamour de Marrakech, el color de Fez o el carácter cosmopolita de Casablanca, pero puede presumir de un magnetismo innato y de la capacidad de atrapar a todos aquellos que se atrevan a cruzar sus muros. A pesar de su encanto, Esauira sigue siendo una gran desconocida.

El paso de fenicios, romanos, cartagineses, bereberes, portugueses y franceses ha convertido esta pequeña ciudad bañada por las aguas del Atlántico en un rincón acogedor. Tras sus muros, acariciados por los vientos alisios, se esconde una antigua medina de casas blancas y azules, declarada patrimonio de la humanidad por la UNESCO.

 

Un astillero lleno de barcos de pesca azules en Esauira

Es una popular excursión de un día desde Marrakech, y ahora ya es accesible porque han bajado mucho los precios de los vuelos desde el Reino Unido y Francia. Los estrechos callejones de la ciudad amurallada, sus hammams tradicionales y sus medinas son una delicia para los sentidos.

El viento ofrece buen windsurf y kitesurf, además de tonificantes paseos por la playa. Los carismáticos riads son asequibles, sobre todo si se viaja en familia o en grupo. Lo mejor de todo es la gastronomiía, te va a sorprender hasta un simple trozo de pan. Incluso si el presupuesto es ajustado; sobre todo el marisco, fresquísimo.

También puede gustarte...